top of page

Consciencia Plena

Actualizado: 27 may 2023



En ocasiones vivimos pensando en lo mucho que necesito crecer o poseer para lograr la siguiente meta, sin embargo, es muy probable que eso ya lo tengas, solo no lo has descubierto.


Estar consciente no me hace ser capaz, simplemente me permite estar en comunión con mi yo interior, descubrir esas capacidades y reconocerlas. El ejercicio de conciencia plena se desarrolla a través de estos cinco pasos, en donde debes permitirte hacer una pausa y darte la oportunidad de estar en el presente.


  1. RESPIRACIÓN PROFUNDA

Encuentra un espacio en donde puedas estar cómodamente sin interrupciones al menos por los siguientes quince minutos; considera no estar acostado para que no te duermas si entras en un estado de relajación. Toma una postura que te permita soportar la espada y descansar tus brazos. inicia con un ejercicio de contar en tu mente cuatro mientras inhalas, mantén la respiración por cuatro, exhala contando cuatro segundos e inicia el proceso nuevamente.



Tu cuerpo irá acostumbrándose a esta forma de respiración y llegará el punto en donde no necesites contar desde el inicio mientras haces este ejercicio; concéntrate en el flujo del aire, en la forma que el mismo ingresa por la nariz y fluye a tus pulmones, reconoce como la caja torácica se expande así como tu estómago.


Haz esta forma de respiración por los primeros cinco minutos y posteriormente deja de contar y que tu cadencia de respiración te guíe por otros cinco minutos.


2. RECONOCE y LIBERA


A nuestra mente llegarán cualquier cantidad de pensamientos mientras realizas este ejercicio; no podemos evitar que éstos lleguen, lo que si podemos hacer es reconocerlo, regresar tu concentración a tu respiración y liberar este pensamiento.


Liberar esos pensamientos, es la parte complicada, normalmente nuestra mente trae recuerdos, situaciones o pendientes que deben atenderse y es natural que tu mente te traicione y busque soluciones o respuestas a estos temas que se presentan y no digo que no deban atenderse, simplemente


debes posponer hasta terminar con tu ejercicio de concentración y respiración.



3. IDENTIFICA EMOCIONES


Algo importante resaltar que la importancia de estar consciente de lo que pasa por tu mente, es la capacidad de reconocer ese pensamiento e identificar qué emoción te provoca. En ocasiones, aquellas cosas que pasan por nuestra mente representan una emoción negativa, depresiva o limitante.


¿Cómo crees que reaciona nuestro cuerpo con este tipo de emociones limitantes? Normalmente es algo que nos paraliza, genera incertidumbre, miedo y finalmente se traduce en inacción.


Identificar que tipo de emoción te provocan tus pensamientos, es importante para establecer claramente la estrategia para lidiar con éstos.



4. PROYECTA y VISUALIZA


Una vez que llegas a un estado de relajación, en donde estás concentrado en tu respiración y cuando tus pensamientos llegan a tu mente los reconoces, identificas la emoción que te provocan y los dejas ir; lo siguiente proyéctate y visualízate.



Ya que puedes verte, es importante que identifiques esas características que te distinguen del resto de las personas; visualízate saludable, empoderado y con las herramientas necesarias para salir adelante y hacer lo que estás destinado a hacer.


No busques estar en un escenario hipotético, se lo más


auténtico que puedas e identifícate con esa capacidad que tienes, ya sea para conectar con otras personas, emprender, trabajar arduamente, aprender rápidamente o cualquier capacidad que te distinga de los demás.


5. TOMA CONSCIENCIA


Tomar consciencia, como lo había comentado no me habilita capacidades; lo que si me ayuda es reconocer las mismas, estar consciente de mi potencial y estar presente.


Mantener la calma en situaciones de estrés, escuchar mejor a otros o distraerte menos, son algunas de las aplicaciones de estar en consciencia plena.



Entradas Recientes

Ver todo

Comentários


bottom of page